Publicitat

lunes, 3 de octubre de 2016

El INSS abre una vía de reclamación por cáncer de laringe derivado del amianto

Un jubilado de Navantia-Ferrol logra la declaración de enfermedad profesional

Mucho se ha hablado en los los últimos años de las reclamaciones de los numerosos afectados en la comarca de Ferrol por carcinomas de pulmón derivados de la manipulación o el contacto con el amianto o asbestos, fundamentalmente en el sector naval, y de las indemnizaciones que consiguieron vía judicial de la empresa Navantia. Nada se ha dicho, sin embargo, respecto a los afectados de cáncer de laringe que también trabajaron en espacios en los que se utilizaba el citado material, a pesar de que ya figura como enfermedad profesional -antes estaba catalogada como enfermedad común- desde diciembre del año pasado.

Como consecuencia de ese cambio, publicado en el BOE del 19 de diciembre de 2015, el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) acaba de abrir una nueva puerta al declarar que la invalidez permanente absoluta reconocida a un antiguo trabajador del astillero público ferrolano es derivada de enfermedad profesional causada por el amianto.

Como primera medida, ese reconocimiento le supuso a José Manuel Mera Millán -antes tenía una prestación por invalidez derivada de enfermedad común- que ya le hubiesen mejorado la pensión que percibe e incluso que le abonasen los atrasos de cuatro meses.

No obstante, y según su abogado, José Manuel Aneiros García, lo más importante es que esa presunción legal a favor del antiguo trabajador abre la vía para que pueda reclamar a través del juzgado una indemnización por daños y perjuicios, en los mismos términos de las que se abonaron a los afectados por cáncer de pulmón.

El procedimiento judicial se encuentra todavía en una fase preliminar -ayer mismo se celebró el acto de conciliación en el Servicio de Mediación, Arbitraje y Conciliación- y en breve la demanda pasará al juzgado de lo Social.

Es el primer caso de reclamación de indemnización un afectado de cáncer de laringe, pero lo más probable es que le sigan muchos más, ya que en la comarca de Ferrol hay numerosos extrabajadores del naval con igual padecimiento. De hecho, el abogado José Manuel Aneiros García ya está iniciando la tramitación de otro asunto de las mismas características.

Algunas sentencias de lo Social establecieron indemnizaciones superiores a 200.000 euros

Al letrado ferrolano José Manuel Aneiros le extraña que, a pesar de que el carcinoma de laringe se hubiese incorporado a la lista de enfermedades profesionales a mediados de diciembre del año pasado, nadie hable del asunto, ni siquiera las asociaciones de afectados por asbestosis. «Me daría rabia que gente que tiene la posibilidad de reclamar no lo haga por desconocimiento», dijo, añadiendo que la vía está abierta con esta declaración del INSS y que, a partir de ahora, comienza la batalla a nivel judicial. Según explicó, las indemnizaciones establecidas para estos casos se rigen por el mismo baremo que las relativas a los accidentes de tráfico, que este mismo año fueron revisadas al alza.

En las sentencias de lo Social referidas a contingencias derivadas de carcinomas pulmonares por asbestos se han establecido indemnizaciones que en algunos casos llegaron a superar los 200.000 euros, en situaciones en los que la víctima había fallecido y tenía herederos directos.

En todo caso, el primer paso es siempre solicitar la declaración del INSS como enfermedad profesional.




El cáncer de laringe por amianto se indemniza

No hay comentarios:

Publicar un comentario