lunes, 4 de mayo de 2015

Adolescentes y el cigarrillo: lo que hay que saber

El hábito de fumar es una de las adicciones socialmente aceptadas que más riesgos conlleva para la vida del fumador y su entorno (fumadores pasivos). Detallamos a continuación algunos datos relevantes sobre el consumo de cigarrillo en adolescentes.

1. Los adolescentes son más vulnerables a la nicotina 
Ya que su cerebro desarrolla el doble de receptores que el de un adulto. Por lo tanto, tienen más probabilidades de volverse adictos. Al fumar un cigarrillo, la nicotina se absorbe y llega al cerebro en aproximadamente 7 segundos. La nicotina aumenta la liberación de la dopamina, lo que produce una sensación placentera. El efecto desaparece rápidamente y el fumador debe fumar cada vez más para repetir la misma sensación.
2. La mitad de los adolescentes que fuman quiere dejar de fumar 
Además, el 50% de los jóvenes que fuman, desearía no haber empezado nunca. 
3. Los daños a la salud son inmediatos 
El humo de tabaco puede producir coágulos sanguíneos, ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares. Sentarse en un bar lleno de humo aumenta la probabilidad de sufrir un ataque cardíaco.
Además a largo plazo, puede producir:
  • tos crónica
  • enfermedad pulmonar
  • enfermedad del corazón y las arterias
  • caries y mal aliento
  • arrugas
  • fracturas
  • mayor probabilidad de consumo de otras drogas
  • infertilidad e impotencia sexual
  • cáncer en casi todas las partes del cuerpo: boca, nariz, garganta, laringe, tráquea, esófago, pulmones, estómago, páncreas, riñones y uréter, vejiga, médula ósea y sangre.


5. Los varones fumadores tienen más probabilidades de sufrir impotencia sexual y disminuir la fertilidad que los no fumadores. 
El cigarrillo disminuye la movilidad de los espermatozoides en un 50% por lo que puede causar infertilidad. El fumar daña las arterias que irrigan al pene reduciendo el flujo sanguíneo. Esto puede provocar problemas con la erección e impotencia.
6. Los cigarrillos “lights o suaves” son igualmente peligrosos 
Los fumadores de cigarrillos light sufren las mismas enfermedades que los fumadores de cigarrillos comunes.
7. El humo que genera el cigarrillo del fumador causa daños inmediatos a los que no fuman 
Fumar alrededor de otros aumenta el riesgo de que esas personas sufran un ataque cardíaco.
8. Los beneficios de dejar de fumar son inmediatos 
Los beneficios para la salud comienzan a sentirse enseguida:

  • A los 20 minutos: disminuye la presión arterial.
  • A las 12 horas: se normaliza el monóxido de carbono en sangre.
  • Entre las 2 semanas y los 3 meses: mejora la circulación y la función pulmonar.
  • Entre el primero y el noveno mes: disminuyen la tos, la falta de aire, y el riesgo de infecciones.
  • Mejoran el gusto y el olfato, desaparece la tos de fumador, es más fácil subir escaleras y caminar varias cuadras sin cansarse, el pelo y la ropa huelen mejor, y mejora el aspecto y la salud de la piel.
  • Al año: el riesgo de enfermedad coronaria disminuye a la mitad
  • A los 5 años: el riesgo de cáncer de boca, garganta, esófago y vejiga disminuye a la mitad y el riesgo de cáncer de cuello y de ACV se iguala al de un no fumador.
  • A los 10 años: el riesgo de cáncer de pulmón disminuye a la mitad y también disminuye el riesgo de cáncer de laringe y de páncreas.
  • A los 15 años: el riesgo de enfermedad coronaria es similar al de un no fumador.
 
Los adolescentes son más vulnerables a la nicotina

No hay comentarios:

Publicar un comentario