Publicitat

martes, 19 de diciembre de 2017

La Asociación Contra el Cáncer prevé que los casos de laringe se hayan duplicado en 2020

  • El Sespa recuerda que el consumo de alcohol y tabaco y una mala alimentación son los principales factores de riesgo
 
«El cáncer de laringe irá en aumento. Es más, se prevé que en los próximos dos años (para 2020) se dupliquen los casos». Así lo advirtió ayer Jorge Areces, presidente de la Asociación Contra el Cáncer de Gijón, durante la inauguración de unas jornadas de prevención y concienciación acerca de esta enfermedad en el hotel Silken Ciudad de Gijón. Compartió su afirmación el gerente del Servicio de Salud del Principado (Sespa), José Ramón Riera, quien matizó que «de momento esta tipología está estabilizada en Asturias». Aun así, el cáncer, recordó, «es la primera causa de mortalidad en la región. Por eso, la Consejería de Salud está invirtiendo todo lo posible en tratamientos y también en el diagnóstico precoz y la prevención», destacó Riera.

Las causas de este posible incremento se encuentran en los factores de riesgo más habituales como el consumo de alcohol y tabaco, pero también en la mala alimentación. «La prevención ha aumentado a medida que ha crecido el número de enfermos de cáncer. La gente cada vez está más concienciada de desechar estos malos hábitos de sus vidas», apuntó Margarita Fuente, presidenta de la asociación en Asturias.

Es la primera vez que la entidad organiza unas jornadas destinadas al cáncer de laringe en concreto. «Será la primera de muchas», avanzó Areces. Llevan varios años potenciando el apoyo a las familias y enfermos de esta dolencia, pero aún queda mucho por hacer, como recalcó Fuente: «Hemos iniciado un camino importante que será largo, pero estamos en ello». Las jornadas estaban dirigidas a la sociedad en general, pero también a estudiantes de medicina, enfermos y familiares. «Sirven de prevención, pero también para ver de qué manera se puede mejorar la calidad de vida de estos pacientes y cómo pueden sus seres queridos apoyarles en cada fase de la enfermedad», explicó.
  • El avance en el diagnóstico precoz de la enfermedad «ha sido brutal», destaca Riera 

Actuar a tiempo

Una vez más, la detección precoz es clave a la hora de salvar la vida del paciente, pero también para evitar intervenciones quirúrgicas agresivas. En el caso del cáncer de laringe, Riera señaló que «el avance ha sido brutal y los tratamientos con quimio y radioterapia logran evitar la operación» que deja en el paciente múltiples secuelas. Entre ellas, una pérdida del gusto y, en muchos casos, del habla a consecuencia de la extirpación de las cuerdas vocales. El Sespa tiene logopedas en los hospitales para hacer la rehabilitación mientras los pacientes permanecen ingresados. Sin embargo, una vez que reciben el alta pierden esta atención y es ahí donde actúan los colectivos como la Asociación Contra el Cáncer.

«Trabajamos en colaboración constante con el hospital y les ofrecemos la posibilidad de continuar la rehabilitación con logopedas de la asociación y también del Sespa», destacó Margarita Fuente. «Sin su labor, sería imposible llegar a todas las personas y atender sus necesidades», incidió Riera. «Les ayudan a recuperar la normalidad y a ganar calidad de vida», concluyó.



El tabaco, el alcohol y la mala alimentación, factores de riesgo en aumento

No hay comentarios:

Publicar un comentario